Blog

19/04/2021

"La Nube": El nuevo modelo de los negocios.

El nuevo modelo de negocios “en la nube” para las empresas, si bien nos ha prometido traer mayores beneficios que la operación tradicional, como la agilidad en la liberación de aplicaciones, escalabilidad inmediata, construcción automática de flujos aplicativos, reducción de costos, entre otros; también nos ha traído los retos que la seguridad implica.

Los principales proveedores de nube que hoy vemos en el mercado, nos ofrecen protección de lo que alojarán en su entorno hasta cubrir los dispositivos, es decir, su oferta de seguridad nos entrega listas de accesos para definir quién puede y quién no puede accesar a estos recursos. 

Sin embargo, esta barrera no es suficiente para asegurar las aplicaciones en sí.  Esto nos lleva a pensar en una protección WAF (Web Application Firewall, por sus siglas en inglés) que debemos tener si queremos mantener en línea nuestras aplicaciones web viviendo en la nube pública de alguno de estos proveedores.

Con esto estamos reforzando el mensaje enviado por todos los vendedores de tecnología: el nuevo perímetro de los Centros de Datos está ahora frente a la capa de las aplicaciones. 

Ya no más en la frontera con Internet, puesto que ahora las aplicaciones son la puerta de enlace (gateway) de los datos y se requiere proteger ese mecanismo de entrada y salida.

Debido al ‘boom’ que han tenido las aplicaciones web, cobra gran relevancia la escalabilidad inmediata dentro de los ambientes emergentes de nube.  Es por eso que se necesitan mecanismos de balanceo de cargas dentro de ella para complementar la entrega de aplicaciones ante la creciente demanda de un servicio web que puede darse en ventanas de tiempo de días, horas e incluso minutos.

Ejemplos de estos eventos tenemos muchos, las ventas nocturnas de fin de semana de una importante tienda departamental, la venta de boletos de la presentación de un artista de moda o la preventa de las entradas de cine de la película del año. 

Esto nos lleva a pensar que al ser una función primordial, la de balanceo de cargas, las arquitecturas de nube ya la incluyen.

Pero, ¿qué tan eficiente es esta tarea de la nube, comparada con las funcionalidades que puede entregar un ADC?

Es aquí donde la integración de un Application Delivery Controller (ADC) como lo es F5 Networks hace sinergia con la arquitectura que nos ofrece la nube.

Así se complementan las tareas básicas de balanceo que ofrece esta arquitectura con las funcionalidades que F5 tiene desde que nació en 1996, como lo son algoritmos dinámicos de balanceo, manejo de persistencia, monitoreo avanzado de los servidores, mejora en el tratamiento o perfilamiento del tráfico y toma de decisiones de balanceo con base al tipo de tráfico entrante (programación con iRules).

Para aquellos negocios que ya son usuarios de la tecnología de F5, la adopción del modelo que ofrece la nube será menos complicado al contar con el respaldo de un fabricante que entiende y adopta rápidamente este nuevo modelo de negocios para apoyar a sus clientes a disminuir la curva de adopción de la misma.

Entendamos, de manera conjunta (las empresas, los fabricantes como F5 y los aliados tecnológicos y de seguridad como Data Warden) que el reto de adoptar el modelo de la nube se hará más ágil y sencillo si trabajamos colaborando hacia la misma meta: el crecimiento y la continuidad del negocio de nuestros clientes.

Yosif Sleman

Director de Pre Venta
Compartir

Suscríbete para recibir más contenido

Blogs relacionados